El Gijón de 1899, en las fotografías de Juan Martín Ruiz De Aguilar.

procesion-del-corpus

 

Artículo de MARIFÉ ANTUÑA , publicado en el diario El Comercio el Domingo 17-04-2022

El Muséu de Pueblu d´Asturies adquiere una colección de albúminas realizadas en 1899 que son documento visual y publicitario de una época.
«Fotografías anunciadoras. Privilegio en España. La más alta recompensa en la Exposición de Gijón de 1899. La medalla de plata. Anuncios casi perpetuos. Siempre leíbles por necesidad, siendo, por tanto, el más económico de todos los sistemas de anunciar».

arco-para-festejar-la-exposicion

balnearios-playa-san-lorenzo

De esta manera el fotógrafo Juan Martín, cuando el siglo XIX llegaba a su fin y el XX llamaba a la puerta, anunciaba su provechoso negocio, que consistía en imprimir fotografías y, tras ellas, colocar publicidad de muy distinta índole. En la calle de Begoña 80 tenía estudio este profesional, que supo sacarle rentabilidad a las imágenes que disparó en Gijón y en otros muchos lugares de Asturias. El Muséu del Pueblu d’Asturies ha adquirido en Barcelona 36 fotografías realizadas por este profesional que forman parte de un ¨Álbum fotográfico de Asturias¨ que realizó con motivo de Exposición Regional de Gijón de 1899. Esas proclamadas y publicitadas «fotografías anunciadoras» presentan bellas estampas de Gijón y también hay un par de Oviedo, con el Teatro Campoamor como protagonista, que recorren escenarios hoy casi irreconocibles, que van del paseo de Begoña a la iglesia de San José, la plaza del Seis de Agosto, el Antiguo Instituto, pasando por los mercados de la época y, por supuesto, por la propia Exposición Regional a cuyo reclamo responden estas instantáneas.

estacion-de-ferrocarril-del-norte

iglesia-de-san-jose

iglesia-de-san-pedro

instituto-jovellanos

mercado-de-ganados-en-el-humedal

 De un lado, ese instante de luz atrapado sobre papel que es testimonio de un tiempo pasado; del otro, en el anverso de la imagen fotográfica, la publicidad de comercios y empresas de Gijón. Era suyo «el privilegio en España» para estos trabajos que nos trasladan también a lugares como el Hotel Restaurant Francés La Iberia, dirigido por Pedro Verzier y que se publicita como «el más antiguo y acreditado» y situado «en el punto más céntrico de la población». A todo lo dicho, se suman un cocinero de primer orden, habitaciones que pueden reservarse por carta o telegrama y también, cómo no, servicio a los trenes. Fue la Exposición Regional un grandísimo acontecimiento económico, social y turístico de Gijón en el último año del siglo XIX. Unió a todas las fuerzas vivas de la ciudad, desde el Ayuntamiento de Gijón a la Cámara de Comercio pasando por el Círculo de la Unión Mercantil e Industrial, el Casino de Gijón, el Ateneo Obrero y la Escuela de Artes y Oficios. 

mercado-de-san-lorenzo

pabellon-de-moreda-exposicion-1899

plaza-del-seis-de-agosto

plaza-de-san-miguel

plaza-de-toros

También estaba allí el diario EL COMERCIO, junto a El Noroeste, otra publicación de la época. Y con ellos, el Instituto Jovellanos y el Casino La Peña. «La Exposición se inauguró el 23 de julio de 1899 y atrajo a gran número de visitantes. Con ella se trataba de mostrar todo el progreso que había transformado a Asturias, y en especial a la ciudad de Gijón, desde mediados del siglo XIX con la llegada del ferrocarril y el desarrollo de la industrialización», señalan desde el museo gijonés.

Inauguracion exposición 1899

vista-general-paseo-de-begona

Vaporees pesqueros en el puerto

En ese escenario, Juan Martín dio con la manera de hacer caja a través de esta serie de imágenes de cuyo precio no hay documentación. Son todas ellas originales, positivos a la albúmina de gran calidad. Se hicieron una a una y se presentaban pegadas en unos lujosos cartones que llevaban por detrás la susodicha publicidad. Su iniciativa tuvo hasta premio, pues se llevó esa medalla de plata en la Exposición Regional, recompensa máxima a la que podía aspirar.
Francisco Crabiffosse, el máximo experto en la historia de la fotografía en Asturias, ya conocía del hacer de éste profesional, que figura en la obra ¨Historia de la fotografía en Gijón, 1839-1936 ¨, que vio la luz en el año 2000. De él sabe que su segundo apellido era De Aguilar, que también era abogado y que la prensa de la época le tildó de «artista de corazón y talento». Tenía además ojo para fotografiar y ganar dinero con una práctica que empleó en la ciudad Octavio Bellmunt, que también imprimió fotografías con publicidad en esa misma época.
El Museu del Pueblu d´Asturies contaba ya con unas quince fotografías de esta serie y quiso la casualidad y el empeño de Juaco López, su director, que apareciera el álbum y se pudiera adquirir el conjunto, que sirve para documentar más y mejor ese pasado cotidiano. «Es un conjunto espectacular», resume Juaco López, director del equipamiento, que cuenta con una fototeca en continuo crecimiento que supera los dos millones de imágenes.
De momento no hay nada previsto, pero bien podría ser en el futuro objeto de una exposición.

vapores-pesqueros-en-el-puerto

vista-cimadevilla-desde-puerto

vista-de-liquerica

vista-del-muelle-de-oriente

Juan Martín libro

Dos imágenes que pertenecen al libro: Historia de la Fotografía en Gijón (1839-1936) Francisco Crabiffosse Cuesta

1899

Plano de Gijón de 1899.

 Nota aparte  del texto citado.

Algunas de estas fotografías las hemos podido contemplar en la exposición Gijón: la ciudad industrial burguesa (1880-1920). Álbum gráfico de Alejandro Alvargonzález,  en el Museo Nicanor Piñole, con el patrocinio de la Fundación Alvargonzález,  entre noviembre de 2018 y abril de 2019, si bien es cierto que en la autoría de las mismas constaba que eran anónimas.

Deja tu comentario

Puedes usar los siguientes atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>